Chubut- “Nosotros, como oposición, nos mantenemos en lo que es uno de nuestros principios fundamentales: reclamarle a nuestro empleador sea del gobierno que sea”

en ECD/El Correo Docente 25/Novedades

Entrevista a Estela Juárez- Secretaria General de ATECH Gral. Sarmiento

Entrevista realizada el 9/3/2020

El año pasado Chubut fue noticia por la conmoción política que causó el paro de docentes y estatales ¿Qué cambió, en cuanto a reclamos, del 2019 al 2020?

Estamos transitando un 2020 cargado de dolor, impotencia e incertidumbre. Venimos de un 2019 marcado por fuertes reclamos, denuncias y situaciones que atravesamos los docentes junto al resto de los trabajadores estatales de la provincia. Muchas de ellas no solo no se han solucionado, sino que agravaron aún más. Nosotros, desde el sector docente le exigimos al ministerio de Educación, por ende al ministerio de Economía y al gobierno de la provincia, que regularice el sistema de pagos que actualmente se lleva adelante: pago por rangos[1] (pago con el cual pretenden dividirnos como sociedad, como trabajadores) cosa que si bien es una modalidad que se implementó a inicios del año pasado, se agudizó aún más. Hoy, por ejemplo, continúa este pago escalonado pero con un 50% de los trabajadores estatales aproximadamente que no ha percibido la totalidad de sus haberes del mes de enero porque el rango tres quedó sin fecha durante en febrero. En esta semana, el sábado, acreditaron un porcentual de ese tercer rango. Es decir que subdividieron ese tercer rango aún más, dejando la incertidumbre de saber cuándo sería el pago del resto, o si se parcializa. A esto se le suma las actualizaciones por cláusula gatillo según el índice inflacionario de la Patagonia. Durante los días de enero se hizo efectivo el pago de julio, agosto, septiembre y parte de octubre del cual quedaron exentos  muchos compañeros por decisiones arbitrarias de nuestros empleadores. Se nos debe la tercera cláusula gatillo que debería haberse aplicado en enero, a cobrar en febrero, con una propuesta que hizo el gobierno para arrancar el ciclo lectivo 2020 el 26 de febrero. Se pagó una parte de eso y se lo llevó hasta abril. Nosotros pretendemos que nos lo paguen cuanto antes. Pero insistimos en que aún no se ha completado el pago del tercer rango, fue subdividido y se vencieron los plazos legales para el pago del mes de febrero. Estamos atravesando una dificultad aún mayor sumado a otros reclamos y cuestiones que no fueron solucionadas. Esto lleva a las bases a seguir [RDL1] [MR2] el plan de lucha y darle continuidad hasta que se mejoren las condiciones laborales de nosotros los docentes y del resto de los trabajadores que siguen con sus reclamos.

¿Existen distintas posiciones dentro de ATECH?

Sabemos que dentro de ATECH hay sectores que trabajaron especialmente por el proyecto de Fernández-Fernández. Eso no es lo que corresponde y por eso, como oposición, debemos trabajar de manera firme y a través de las resoluciones del Consejo Directivo[RDL3] . Creemos que es así

¿Qué implica ser docente en Chubut? ¿Cómo  hacen para sobrevivir tantos meses sin cobrar?

Si nos detenemos a mirar el hecho en sí mismo considero que ser docente en Chubut, como lo debería ser en cualquier punto del país, nos tendría que llevar a pensar en una profesión elegida. En ella uno debería encontrar las mejores satisfacciones porque nuestro trabajo no es con un recurso inanimado. No es con un recurso como lo puede ser el de un artista que pinta una obra o talla una madera. No es como el trabajo del herrero, del carpintero, del pescador, cada uno con sus propias particularidades y que por cierto totalmente valoradas al máximo. Nosotros trabajamos con recursos humanos, formamos personas. Por lo tanto considero que ni acá, en Chubut, y en ninguna parte del país y del mundo, debería ser algo que nos diferencie. Esta profesión nos encuentra y nos debería encontrar trabajando juntos para que el ser humano saque  de sí mismo las mejores y mayores potencialidades.

En lo personal puedo decir que trabajar en Chubut, que es donde desarrolle mi carrera desde el día numero uno, se puede trabajar bajo la normativa con las libertades propias de cada profesional sabiendo que la idiosincrasia de la Patagonia es disímil como en cualquier punto del país. Pero se puede trabajar libremente, lo digo en mi caso particular. Hoy están ocurriendo cosas como la decisión arbitraria de algunos directivos de colocar cámaras en las aulas o los pasillos, que más allá de la inseguridad, nosotros lo vemos como un atentado a la intimidad de estos procesos de enseñanza- aprendizaje porque vulneran situaciones que pueden exponer tanto a los alumnos como a docentes. En ese caso cuestiono y en su momento dijimos que no se pueden naturalizar cuestiones que deben ser hechas desde la responsabilidad, el amor. Considero que la función del docente se ha desdibujado en la sociedad y de la función de la escuela como espacio social primario. Salimos de nuestros hogares con 3 o 4 años y nos insertamos en la escuela. Este espacio social de máxima relevancia ha perdido representatividad y relevancia. Y esto es algo grave. Por eso creo que no debemos dejar que se naturalicen  nuevas tendencias en nuestro espacio.

         Si hablamos del ser docente, ya la relación laboral propiamente dicha en tanto trabajador, todo trabajador una vez que pertenece a un lugar específico debe recibir su paga. Esto es un derecho constitucional. No se puede vivir sin el salario de un mes porque uno como habitante de una comunidad específica necesita cumplir con sus obligaciones. Todas estas obligaciones nos marcan un tiempo aproximado de 30 días. Creo que todo se ha ido constituyendo en base al salario de la masa trabajadora y corremos el riesgo, al no percibir el salario en tiempo y forma, que se nos corten los servicios, no poder conseguir medicación, alimentar a nuestros hijos, pagar el alquiler con el riego de perder el contrato. Hay muchísimas cuestiones que giran alrededor de uno como trabajador. Entonces vulnerar estos derechos como trabajadores nos pone en una situación problemática. Se empiezan a tensar estas cuestiones y llegamos, cuando no hay acuerdo, a desarrollar acciones que no quisiéramos, pero son totalmente necesarias.

Para los que no saben ¿Qué es la Mesa de Unidad Sindical y cómo funciona?

La Mesa de Unidad Sindical (MUS) es el agrupamiento voluntario de los diferentes gremios o sindicatos de nuestra provincia. En Rawson se concentran todas las juntas ejecutivas centrales de los sindicatos. Venimos con esta modalidad porque consideramos que cuando los problemas superan a un sector es necesario unirnos para dar mayor fuerza, visibilizar los reclamos compartidos y a la hora de salir a luchar, ser muchos. El año pasado la MUS trabajó muy comprometidamente. Ya hacia finales del año pasado y principio de este, el gobierno en su tenacidad por continuar su forma de administración, logró desmembrar estas mesas de unidad sindical. Quedaron algunos sindicatos, algunos medios. ATECH, en representación de todos los trabajadores de la educación, es quien hace los llamamientos, logra agruparse e intentar seguir trabajando juntos. Pero se está complicando en este momento la unidad sindical porque el gobierno así lo está disponiendo y porque también tenemos gremialistas obsecuentes que pueden llegar a negociar ciertos derechos de los trabajadores en pos de algunas cuestiones particulares. La ATECH tiene una línea de comportamiento, de trabajo desde la oposición y siempre estamos viendo muy de cerca cuál es el accionar de nuestros representantes máximos para no caer en estas cuestiones. El gobierno se va a valer de todas sus herramientas para desmembrarnos. No quiero decir que no suceda, pero como oposición estamos pendiente de que todo vaya por el lugar que debe ser.

La comunidad educativa  ¿Apoya el reclamo? ¿De qué forma? 

En algunos momentos se nota de manera muy clara cuál es la postura que toman. El año pasado hemos sentido la presencia de la comunidad. Nosotros hacemos el llamamiento a que acompañen, que reclamen. Acá nos basamos específicamente en uno de nuestros reclamos: el estado de los edificios escolares. Durante muchísimos años no se realizaron reparaciones o las obras correspondientes. Ha habido denuncias de contratación de empresas a dedo y del amiguismo constante de los gobiernos. Nosotros sabemos muy bien que esto lleva más de una década, década y media. Si se hacen, o se fueron haciendo, son obras de menor calidad. Todavía no hubo obras de ampliación o construcción de edificios nuevos a pesar que la población  crece de manera significativa. Anualmente tenemos un importante número de niños que van a comenzar a transitar la escolaridad, así que estos edificios deben ser lugares dignos y seguros. No queremos  que ocurran muertes por la inseguridad que puede brindar una escuela. Nosotros hacemos el llamamiento a la comunidad para que llegue, verifique, observe, reclame, exija sobre el estado del edificio, para que deje a su hijo en las mejores manos y en el mejor lugar. En este punto, nosotros hemos presentado al gobierno provincial y al ministerio de educación, lo surgido en la paritaria del año 2011: los doce puntos que deben observarse permanentemente para que un edificio escolar sea considerado digno y seguro. Así fue que durante el año pasado  recorrimos los Concejos Deliberantes de las distintas localidades de la provincia pidiéndoles el acompañamiento en esta iniciativa para que la legislatura sancione la ley para establecer cualquier escuela como lugar digno y seguro. Hemos tenido una muy buena respuesta. El día 5 de septiembre de 2019 se sancionó esta ley. Nosotros, por ejemplo, tenemos en Capitán Sarmiento una escuela que no tiene agua potable y está a 6-7 kilómetros de la ciudad. Los alumnos se abastecen con agua mineral y para la limpieza y baños (descarga de inodoros, lavados de manos) se hace a través del agua que se extrae con bomba. Es importante tener en cuenta estas cuestiones, estamos en el siglo XXI y sabemos las consecuencias de estas cosas.  Otro punto que se controla es la limpieza de los tanques de agua y la red de gas. Acá tuvimos una escuela que estuvo cerrada desde el mes de agosto y reabrió sus puertas el 3 de marzo  porque estaba colapsado por rotura o deficiencia de un sistema obsoleto de cuando se colocó el gas natural. Tardaron meses para la reparación y la reconexión de las cañerías. El sistema de cloacas también se considera en esos doce puntos que deben ser respetados. Eso ponemos nosotros permanentemente en tela de juicio porque, por ejemplo, la desinfección, desratización, desinsectación es algo que aún al día de hoy no  se ha completado en las escuelas. En este sentido, la comunidad educativa acompaña en las escuelas, se hace eco, pero no de la manera que debería ser.

El gobierno de Arcioni ¿Tiene apoyo dentro del sindicato docente u otros?

El gobierno de Arcioni está seriamente cuestionado desde nuestro sindicato. El año pasado fue duramente golpeado, exigimos su renuncia. Al día de hoy se sigue exigiendo su renuncia. Sin embargo nosotros como oposición dentro del sindicato consideramos que podría haber ciertas llegadas en pos de negociar algunas cuestiones, por eso estamos trabajando en forma constante y lo hicimos el año pasado a través del consejo directivo provincial de la ATECH, que es la unión de las autoridades de cada una de las seis regionales de la provincia. Definimos la acción por mandato de bases realizados en asambleas escolares y luego por el cuerpo de delegados. Lo que sí sabemos muy bien es que desde el año pasado desde algún sector de nuestro sindicato se trabajó duramente contra el gobierno de Macri, que está perfecto, pero nosotros como oposición nos mantenemos en lo que es uno de nuestros principios fundamentales: reclamarle a nuestro empleador sea del gobierno que sea. Si la política que está llevando adelante atenta contra nuestra función o nuestros derechos laborales, debemos ser combativos en todas estas instancias.

¿Cómo son utilizadas las patotas para reprimir?

 El año  pasado lo hemos visto claramente. Se han sabido acomodar a la sociedad, ya sean trabajadores o no, para intimidar, para intimidarnos, para llegar al choque. Pero nosotros no buscamos el choque con ningún vecino nuestro, con ningún habitante de la provincia y es por eso que lo denunciamos. En Comodoro se vivió claramente con el apresamiento al Secretario General Regional. Acá en Sarmiento desde la policía local pidieron refuerzos a la policía  de Comodoro. Hubo una  formación de muchísima policía cuando no estamos haciendo cosas malas. Salir a reclamar es una obligación que tenemos. Si no salimos nosotros ¿Quiénes? Así que este sistema intimidatorio, que busca permanentemente el choque, debemos manejarlo porque no queremos sobrexponernos. Trabajamos con un recurso humano, nosotros tenemos que hacer todos nuestros reclamos del modo más limpio.

¿Quiénes son los culpables de la situación de la docencia chubutense?

Los culpables son las autoridades del gobierno provincial. Es decir, el gobernador, sus ministros y todo su gabinete. Acá no hay otras responsabilidades. Cuando hablamos de Ministerio de Educación también nos referimos a las delegaciones administrativas, a estos lugares llegan personas que no son propias del ámbito docente. No es de carrera ocupar ese lugar, sino que son puestos políticos y depende mucho del desempeño individual de esa persona. Desde el vamos vienen de la línea política del gobierno de turno. A las delegaciones administrativas es a donde llegan absolutamente todos los pedidos de las situaciones de las escuelas y de los trabajadores. Entonces las delegaciones administrativas que están ubicadas en cada punto de las regiones de la provincia dan soluciones o se producen trabas y problemas.

¿Es cierto que Arcioni piensa pagar con bonos?

Hubo rumores de pago por bonos, no lo tenemos confirmado en este momento. Obviamente lo vamos a rechazar rotundamente porque sabemos cuál es el sistema de cambio de un bono. Nosotros luchamos por nuestra dignidad completa: salimos a trabajar porque debemos hacerlo, porque queremos trabajar, no queremos dádivas de nadie. Si salimos a trabajar queremos cobrar nuestro sueldo como corresponde, en tiempo y forma, y con la moneda legal en curso.

¿Cuál es el objetivo final de la lucha?

El objetivo final de la lucha es que se destrabe el conflicto cuanto antes. Queremos ver soluciones inmediatas en cuanto a la situación edilicia de las escuelas. Puede ser que no sea ya, pero sí que se inicien las obras y se avance. Que se regularicen todas las situaciones que parten de ministerio y quedan inconclusas por tal o cual razón. Que se regularice el funcionamiento de la obra social.

Que avancen los trámites que iniciamos cuando ya tenemos los requisitos cumplidos para jubilarnos, se traban por uno, dos o tres años incluso algunos casos y no puede ser así. Si no hay dinero para pagar al I.S.y.S (Instituto de Seguridad Social y Seguros) es porque la plata la están utilizando para otras cosas. Nosotros queremos que lo que aportamos mensualmente se constituya en el dinero necesario para que el I.S.I.S pueda hacerle frente a toda la carga pasiva que hay en la provincia.

Queremos volver a la normalidad. Queremos estar en nuestros lugares de trabajo viendo que el estado provincial que es el garante del sistema educativo público nos brinde todo lo que nos corresponde como trabajadores de la educación.


[1]Nota del editor: los salarios se dividen en rangos según el monto a cobrar


 [RDL1]

 [MR2]

 [RDL3]Esta pregunta la primera parte suma pero no se entiende qué quiere decir cuando dice que se trabaja a través del Consejo Directivo.

Etiquetas:

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Últimas novedades de ECD

Ficciones

Por Martín Rodríguez Ni bien asumieron los Fernández, el sindicalismo ligado al
Ir a Arriba