Desocupados en la ruta.

Ediciones RyR presenta el libro de nuestra compañera Nancy Sartelli “Desocupados en la ruta. Dibujos con programa”. Como adelanto, publicamos el prólogo de Luis Felipe Noé.

Nancy Sartelli,
Artista Piquetera
Por Luis Felipe Noé

Nancy Sartelli es una militante y también una artista: pintora, para más precisión. O sea, como persona es una pintora militante y una militante pintora. Se resiste a un divorcio entre ambos aspectos. Como lo formula lúcidamente en la magnífica introducción que ella misma ha hecho para este libro de dibujos, se resiste a una escisión entre arte y lucha, a caer en la contradicción de que pintar no signifique militar, o limitarse a ser mero “animador de fiestas”, para atraer futuros militantes. Para ella eso es fragmentar lo que debe estar unido: “Se producirá así una escisión entre arte y lucha, en la organización revolucionaria primero, por ende, en la conciencia del propio militante-artista después. Para este militante artista pintar no significará militar. Exacta mente al revés de lo que piensa su enemigo de clase: consciente o inconscientemente la burguesía milita a través de la pintura, la música y toda manifestación artística y cultural, constantemente, cotidianamente. La realidad que la burguesía fragmenta, la clase obrera debe unirla”.
Nancy Sartelli es militante, ¿pero de qué? En los tiempos que estamos pasando lo es de la lucha de los trabajadores sin trabajo, más concretamente de Razón y Revolución, agrupación que participa en la Asamblea Nacional de Trabajadores Ocupados y Desocupados.

Aquí el concepto es claro: aún desocupado el trabajador continúa siéndolo Tal vez por esto prefiero hablar de trabajador sin trabajo que de desocupado. Para ser más preciso, y, hablando de arte y lucha militante, me viene el recuerdo del cuadro de Ernesto de la Cárcova Sin pan y sin trabajo: un hombre indignado pero impotente junto a su mujer y su hijo, sentado a la mesa vacía, mira por la ventana a la fábrica…Esta es la imagen del desocupado.
Han pasado ciento diez años desde la concepción de este cuadro. Nancy se refiere en cambio, a los trabajadores desocupados pero que se viven como trabajadores de la lucha. En el idioma de nuestros días eso se llama piqueteros. Nancy, por lo tanto, nos brinda su diario de memoria dibujado y escrito en los cortes de ruta efectuados en La Matanza, durante los años 2001 y 2002. Nancy es, por lo tanto, artista piquetera. Su testimonio es resultado de la observación, o sea, de la toma de conciencia de lo que acontece en su entorno. ¿No es acaso esa conciencia lo que la ha llevado a la lucha?

Sus dibujos en sanguina son su mirada y su mano en ejercicio. Frente a ellos pensé lo siguiente: ¿Qué hubiese ocurrido si ella en lugar de dibujar, fotografiase? ¿Sería lo mismo? La fotografía, instante atrapado por la luz, parece mejor documentación, pero el dibujo en este caso testimonia la vivencia. En el dibujo hay algo de “llegar a…” el objeto. Es una voluntad del entendimiento para poder lograr algo. Por esto el dibujo es para Nancy una manifestación natural de la lucha para poder lograr algo: una sociedad mejor, o sea, una verdadera sociedad.

Te podría interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *