De Lenin a Cristina. La izquierda y su subordinación al kirchnerismo

cristina contentaLa izquierda y su subordinación al kirchnerismo

Este 25 de enero se realizó una reunión para coordinar una acción común de la izquierda en relación a la detención de Milagro Sala. El resultado fue que desde los más peronizados (PTS, NMAS) hasta los que pretendían una mayor distancia (PO-IR), terminaron bajo el ala de Cristina. Toda la discusión se redujo al grado de servilismo que convenía mostrar.

La reunión, en sí, resultaba curiosa, ya que casi todas las organizaciones que allí estaban no se habían delimitado de la Tupac Amaru y habían propuesto un frente con el kirchnerismo. Por lo tanto, no se entendía por qué no se reunían con el peronismo. En realidad, fue evidente que algunos grupos representaban objetivamente al kirchnerismo (PTS, NMAS, TPR) y su objetivo era arrear a aquellas fracciones más críticas o dubitativas al campo nacionalista. La discusión tuvo dos ejes: 1. El día de la marcha (para coincidir o no con el llamado del kirchnerismo) y 2. Las características del documento de convocatoria.

  1. Vamos juntos, pero que no se note…

El PO comienza argumentando que esta es la discusión que verdaderamente ofrece las posibilidades de delimitarse de la Tupac Amaru. Es decir, más allá del documento, lo que se haga en la marcha expresaría una verdadera política independiente. El kirchnerismo había llamado a marchar el miércoles. Por eso, luego de una serie de idas y vueltas (lo que muestra que no sabía a qué iba), el PO propuso marchar el jueves, como forma de delimitación.

Es decir, según el PO, se puede escribir cualquier cosa, lo único importante es marchar separado, lo que es un despropósito. “Marchar separado” no es un problema físico, sino político. ¿Qué es una marcha de este tipo? Una forma de ejercer presión física, claro, eso lo hace el kirchnerismo también. Lo distintivo es un segundo punto: dar amplitud a un mensaje. Que todo el mundo se entere de algo. Entonces la discusión fundamental para entender el carácter de una marcha, cuando también otros movilizan, es qué es lo que vamos a decir.

Nosotros intervenimos explicando que debíamos marchar en forma independiente, claro, pero que la independencia estaba en lo que fuéramos a decir.

El resto de las organizaciones (con excepción de IS y la CORREPI, que se mostraron indiferentes) exigió marchar el mismo día que el kirchnerismo, con el argumento que este había llamado a una Jornada Nacional.

El PTS aprovechó para intentar desbaratar la reunión, trayendo una discusión sobre los “métodos del PO”, al haberlos acusado de kirchneristas. Cuestión que nada tenía que ver con lo que se estaba debatiendo allí. Esta provocación fue respondida por el PO y casi termina con la reunión (al parecer, es lo que quería el PTS…). No obstante, una moción de orden puso todo en su lugar.

¿Cómo se resolvió el debate sobre el día? El PO amagó con llamar a una convocatoria propia el jueves. Nosotros hubiésemos ido y apoyamos. Pero fue un simple amago. Al parecer, uno de sus militantes trajo una “noticia de último momento”: desde Jujuy, le confirmaban que no hubo un llamado a una “Jornada Nacional”, simplemente, algunos dirigentes K querían movilizar ese día. Entonces, si no hay “Jornada Nacional” entonces sí, se puede levantar la convocatoria independiente (el jueves) y marchar el día que pretenden los K (aunque no se sabe si van a movilizar). Un simple cambio de nomenclatura permite al PO retroceder sobre sus pasos y conciliar con el resto de la izquierda cristinista. Se la pasó tanto tiempo cacareando que quería una movilización independiente para esto…

Aclaración: nosotros fuimos a la primera marcha que se realizó y que convocó el kirchnerismo con sus consignas. Sí, porque no había otra. Pero fuimos a intervenir muy crudamente contra la política de Milagro Sala y contra el kirchnerismo. Así fue como nos ganamos la agresión física del Movimiento Evita.

  1. ¡Viva la Señora Patrona!

La segunda discusión fue sobre el documento. En principio, se propuso un texto, presentado como “crítico”. En realidad, no contenía una sola crítica a Milagro Sala. Solo criticaba al gobierno kirchnerista por la ley antiterrorista y por el clientelismo y a Alicia K, por pedir gendarmes para efectuar el ajuste. Es decir, se liberaba a Sala de toda crítica, como si fuera una “compañera” y no como lo que es: una enemiga de clase. ¿Por qué esto es importante? Porque la izquierda no entiende que Sala fue repudiada por sus propios adherentes. Perdió las elecciones en Jujuy, perdió 84 de las 100 cooperativas y hasta perdió las elecciones del club del que maneja la barra brava. Sala contrata mano de obra en condiciones de extrema explotación y está vinculada a negocios del delito, en complicidad con las fuerzas policiales. Al no criticarla por sus crímenes contra la clase obrera, se coloca en favor de una agente patronal contra los trabajadores.

Además, el documento no se refiere al problema que originó todo el conflicto: la situación de los trabajadores cooperativistas. ¿Qué solución les damos? La izquierda cree que no hay que darles ninguna. Es decir, les da lo mismo que trabajen para Sala 12 horas por $2.500 o para Morales. Les da la espalda. ¿Cómo esperan ser protagonistas de una movilización obrera? ¿Reivindicando a la patrona? ¿Y para colmo cuando es una verdadera negrera? ¿Y qué alternativa se le ofrece para no caer en la órbita de Cambiemos?

Ofrecimos una salida simple, una salida a la que ningún militante que se reclame de izquierda podría negarse, incluso ningún reformista serio: que todos pasen a planta permanente del Estado, bajo convenio y derecho a la sindicalización. Una salida real. Una verdadera crítica al kirchnerismo y al macrismo: la crítica que supera lo criticado. Se nos negó.

Nosotros explicamos la necesidad de derogar todo el plexo de la legislación represiva con la clase obrera. Pero, por sobre todo, pedimos que los propios trabajadores investiguen los crímenes de Milagro Sala que ya enumeramos: sobreexplotación, represión al movimiento obrero y manejo de redes de delincuencia. También se nos negó. Se nos negó la posibilidad de que la clase obrera se defienda contra sus criminales. Nada menos.

Defender a Milagro Sala sin ninguna crítica es desmentir a los compañeros que la han denunciado por explotación, por reprimir a trabajadores y por sus vínculos por el narcotráfico. Es tratarlos de mentirosos. Esto va también para el “Perro” Santillán, que ha presentado varias denuncias del accionar de esta delincuente contra los obreros. La izquierda que se niega a señalar los crímenes de esta empresaria y mafiosa hace causa común con el kirchnerismo contra el  “Perro” y su organización. Y los ningunea.

¿Quiénes fueron la avanzada de ese kirchnerismo rabioso contra cualquier tipo de denuncia a una criminal de la burguesía? El PTS, quien dejó claro que solo con nosotros tiene posiciones inconciliables. Ileana Celotto (PO) llegó a decir que compartía las críticas a Milagro Sala. Vanina Biasi incluso, haciéndose eco de nuestro reclamo, llamó a discutir el documento, al otro día, pero fue censurada por su propio compañero (Jacyn). A la hora de contar los porotos, el PO agachó la cabeza.

Como queríamos que quedara constancia de todo esto, y que nadie se hiciera el distraído, pedimos que se vote. Que nos voten en contra, pero que quedara plasmado quién estaba a favor y quién se oponía a que los trabajadores pasaran a planta permanente, quiénes eran los que le negaban a los trabajadores la posibilidad de investigar y condenar a los autores de su sobreexplotación, de los asesinatos a sus compañeros, de la represión a la izquierda, de los negocios sucios que tanto los afecta. Pero no, no se quiso votar. El PTS, en primer lugar, se opuso y el PO consintió: “Acá no se vota”. Nadie quiso hacerse cargo. Simplemente, les da vergüenza lo que hacen. Es el peor lugar al que se puede descender.

¿Eso es todo? No, hay más…

Al final de la reunión, el PTS propuso que no haya sonido. Es decir, que no se lea el documento. Con lo cual, toda esta discusión careció de sentido. ¿Cómo vamos a delimitarnos entonces del kirchnerismo? Si ya con el documento eso era difícil, ahora es imposible. La cuestión no es el texto con el que se convoca por redes sociales, ya que cada organización puede redactar el suyo y llamar, sino la lectura en la marcha. El acto. Pues bien, ni lectura, ni acto, ni sonido. Si vamos separados, que no se note. Eso es lo que propuso el PTS. Presentamos nuestra queja: debía leerse al menos el documento. ¿El resto? A la orden. El PO no esbozó una sola queja. Daba pena verlos tan solícitos y serviciales.

La reunión dejó bien claro quién tiene la dirección de la izquierda y hacia dónde la lleva. Del puño en alto a la V. De la Internacional, a la marchita. Ahora la que conduce es la compañera Cristina. ¿Vamos a quedarnos de brazos cruzados viendo como un conjunto de oportunistas sin percepción de la realidad se rifa lo que a la izquierda tanto le costó conseguir?

Llamamos ya mismo a todas las organizaciones y a todos aquellos que tengan la voluntad de desarrollar una política revolucionaria por fuera y contra el peronismo a ponerse de pie y organizar un verdadero congreso de militantes, para decidir una estrategia y un plan de acción frente a los próximos años, y la forma política que se requiera para ello.

Razón y Revolución

Te podría interesar...

6 Responses

  1. manuel dice:

    si discuten cosas tan estúpidas , quiere decir que no están a la altura de pelear por un cambio , esas internas son las que retrasan las cosas verdaderas como tener una estrategia en común entre todas las fuerzas de izquierda , tanto Altamira , El Chipi Castillo, el pollo , Ripoll , Zamora, el perro, Manuela Castañeira entre otros etc , son indiscutidos dirigentes ,honestos por su trayectoria , pero , tanto les cuesta llegar a una estrategia en común para conformar un frente en común , terminan discutiendo cosas sin importancia como si fuera una discusión de hinchadas de fútbol a este paso no vamos a ningún lado .

  2. elias dice:

    estamos lejos de unir a la izquierda…el sectarismo y el infantilismo es mpresionante

  3. gerardo dice:

    A la primer marcha vamos pero a esta no. Que el PO esto, que el PTS aquello, que la CORREPI, IS, MST…..
    Todas estas son corrientes o partidos tienen algo que ustedes desprecian: una organización.
    El no ser parte de una organización es el típico defecto pequeñoburgués del pseudo intelectual que ha leido demasiado y no entiende nada.
    Con todo respeto cñeros de R&R; súmense a algún partido o formen uno propio. Insértense en la clase obrera si lo creen necesario y militen por la revolución.
    Es un desperdicio de capacidad teórica.

  4. Nicolás dice:

    No hay nada mas antidialectico que esta nota…..leo el título y ya me da a saber que existe una transición de lenin a Cristina , de quienes? De la izquierda que llega a una subordinación al kirchnerismo … Si vos entendes a que me refiero con dialéctica , me entenderías que no se puede hacer tal acusación , realizando una descripción subjetiva y sensorial de lo que paso sólo por una reunion.. Si vos como título acusas” de lenin a Cristina” tenés que explicar como fue el proceso histórico que te llevó a esa transición entre lenin y cristina, a que alude, a acciones o pensamientos o ideologías? cuales fueron sus causas , las contradicciones , el movimiento, el porque? El como , cuando, etc etc etc. Es decir , el título te queda grande porque para dar tal explicación científica dialéctica tiene que escribir a lo sumo un libro entero ! Me parece que lo antidialectico esta en Describir un hecho aislado, separado y dar una acusación tan grande… Mucho más si vas a hablar sobre la subordinación … Yo quiero saber como se llegó a esa subordinación , por que? Cual fue el transcurso histórico de ese camino , en base a una realidad dialéctica, en base a que proceso histórico dio lugar a que llegue a semejante acusación …. Creó que por lanzar una acusación impresionista ves las cosas como abstractas de la realidad , las separa, las hace suyas como impresión subjetiva y listo….. Por eso digo. Nada más antidialectico que explicar un proceso histórico en base a como lo explicas… Si no ves el pase de lenin a Cristina y su subordinación como proceso dialéctico histórico , entonces, no sos marxista y esta nota deja mucho de lado y es muy simplista, hasta el punto de ser demasiado vulgar y caer en impresiones erróneas típico del positivismo. Entonces podría juzgarlo como Hipótesis! Y no como lo que decis que es una realidad dialéctica en si..

  5. Nicolás dice:

    Entonces el título tendría que ser: hipótesis de: de lenin a Cristina. La subordinación de la izquierda al kirchnerismo. Y ahí tendrías que hacer un análisis. Científico para apoyarte sobre tu hipótesis, como para que sea serio tu planteamiento… Si no tenés análisis, citas, apoyo bibliográfico, etc etc. Sólo lo que decis es un decir, osea , nada! Y queda en eso.. En nada…

  6. Ilichito dice:

    Nicolás, ¿acaso no leíste ninguna nota previa las PASO? ¿No leíste la crítica a las posturas de, por ejemplo, el PTS frente al FINES II? Esa explicación “dialéctica que pedís está condensada a lo largo de sucesivos números de El Aromo, o si querés, en las discusiones a las que en todo momento se invita a los compañeros a participar y a las cuales a veces esquivan, cito por ejemplo las de la cátedra de Argentina III o los debates de las Jornadas, etc. Es una deriva que RyR viene denunciando y advirtiendo hace al menos desde las elecciones del 2009. Si te parece, podés pedir que se escriba un libro con todo este debate, pero no podés acusar por una nota con una discusión concreta sobre un hecho puntual que aquí no hay pensamiento dialéctico. Justamente, tu forma de ver el problema, querer generalizar e inducir una supuesta forma de pensar a partir de una pequeña muestra de esta es la que peca de antidialéctica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *